La boca de un muerto

Boca, José Loureiro

Mi abuelo está muerto y todos
pasan por su lado y le besan
la mano y comentan que todavía
no está frío. Mi abuelo está muerto
y nadie le besó la mano mientras vivía.
Me quedo frente a él y el pecho
le sube y le baja en un secreto para
mí, como un último guiño. Mi
abuelo está muerto y su boca sabe
a pintalabios de mujer, a beso
robado, a equipaje, a impaciencia.

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out /  Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out /  Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out /  Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out /  Canvia )

S'està connectant a %s